Un ‘casi’ ahogo en Cancun

3
Conozca el mar. Evita ahogarte. Historia del dia en Cancun. Te explico como la gente que no tienen nocion del mar se ahogan. No es nada comico. No saber lo que te digo aca te puede ser FATAL. De todo corazon te invito a tomar leccion de este articulo y salvarte la vida y la de los demas compartiendolo con los botones sociales! Gracias! Eric Collin  

RELATO PROFESIONAL encontrado en GOOGLE…

En alguna playa del Atlántico, José está mirando en dirección al agua. Las olas parecen más grandes de lo normal, y feroces, muy feroces, pero no lo suficiente para que él y su amigo se tiren al agua para jugar. Es un buen nadador, le encanta el mar y tiene su nueva casa en la costa a escasos pies de la playa. Es domingo y el sol aprieta fuerte. No hay clases en el cole y todo va bien en el mundo. Él acaba de llegar allí procedente de la Meseta, no se ha dado cuenta -o no sabe cómo darse cuenta- que una corriente rápidamente se lo llevará mar adentro y lejos de su amigo. Una vez en medio de ella, sus instintos le dicen que tiene que nadar en contra en dirección a la orilla, para salvarse. La arena es segura, pero algo lo está empujando lejos de ella, por eso lucha incansablemente para notar sus pies en la arena. Nadando lo más arduamente que puede, el mayor tiempo posible – con su amigo en la orilla gritando por ayuda – José se cansa y se hunde. Pero afortunadamente, un heroico surfista lo engancha a tiempo y lo lleva rápidamente a la orilla, pero ya no puede ser reanimado. José nunca celebrará su veinte aniversario. Cada año hay multitud de historias como ésta que se repiten en todas las costas del mundo. Aquí me gustaría explicar que hay que mirar, cómo nadar, cómo escapar, una vez dentro de una corriente, para que esto no vuelva a pasar, nunca. Y que el verano sea seguro para todo el mundo. Rip Currents

¿Qué es una corriente?

Las fotos que aquí os pongo son un ejemplo clásico: se puede ver como hay olas que rompen, pero también se pueden observar esta zona sin olas, con pequeños burbujeos en la costa en dirección al interior. Parece que no sean peligrosos, pero realmente pueden ser mortales. A menudo parece moverse muy lentamente, y cuesta detectarlo. Pero en las circunstancias más perfectas de olas y fondo marino, pueden convertirse en una trampa mortal, a una velocidad de 3 metros por segundo – mucho más rápido de lo que podemos nadar nosotros. Con longitudes de unos pocos metros o cientos de ellos, su fuerza de arrastre puede ser únicamente hasta la zona de rompiente de olas o llevarnos cientos de metros mar adentro. Cómo escapar de una corriente: Teniendo en cuenta todos los riesgos, evitar entrar en ella es lo más seguro que podemos hacer. Pensad que no siempre se pueden ver con facilidad, sólo las corrientes más fuertes pueden darnos señales muy visibles e identificables. Una área de agua en una zona surfeable que tiene un color de agua diferente al agua que tiene a su alrededor. Una rotura en la serie de olas que están llegando a la orilla. Algas o escombros que se mueven hacia el interior del mar. Turbulencias isoladas o agua espumosa en la zona de baño. A menudo, el mejor recurso para escapar de una corriente es confiar en los socorristas. En EEUU, ocho de cada diez personas salvadas por socorristas en la playa, fueron por haber caído dentro de una corriente. Antes de entrar al mar, pregunta al socorrista que tienes más cerca, dónde se encuentran. Si te encuentras en medio de una corriente: Si eres cogido por una corriente, lo primero que tienes que tener en cuenta es que tienes que mantenerte tranquilo y en calma, para poder reflexionar sobre la situación. Tienes que ser consciente que no ganarás una lucha contra el mar. Nada poco a poco e intenta hacerlo paralelo a la orilla o bien relájate y déjate llevar hasta que pases la zona de rompiente de las olas y la corriente se ralentice. En contra de lo que la gente cree, las corrientes no te llevaran para el fondo del mar, hundiéndote cada vez más, no te llevaran debajo del agua. Cómo más tiempo puedas mantenerte a flote, más seguro estarás, hasta que puedas escapar de la corriente. Cuando hayas escapado de ella, recuerda volver lateralmente a la orilla, para no caer de nuevo en ella. Aunque sea atravesando la zona de las olas. Sempre y en cualquier caso, será más seguro. Si hay socorristas, haz señales para que conozcan tu estado, y estate tranquilo hasta que vengan a ayudarte. Ellos sabrán bien como actuar. Por eso es recomendable: Nadar en playas vigiladas. Preguntar a los socorristas o a la gente local, cuáles son los peligros que encontraremos en esa playa. Para los surferos: si estás en una zona como muchas olas y muchas corrientes, sé consciente que en muchos momentos la espuma puede sobrepasar los niveles mínimos para tener la cabeza fuera del agua. Si no estás seguro de sentirte seguro, valga la redundancia, en estas situaciones, es que no estás preparado para entrar en el agua. Tu tabla, no es tu seguro de flotabilidad. Piensa que harías en caso de perderla. Nunca nades solo. Si tienes niños, no está de más que naden con chalecos salvavidas, en un momento de despiste les puede salvar la vida. Eso sí, eso no significa que los puedas dejar solos. Explica a los niños los peligros de las corrientes, y cómo afrontarlas. Pensad que en cualquier caso, la opción más segura es dejar se llevar y nadar lateralmente hasta salir de la corriente. Luego puedes esperar que los socorristas te vengan a buscar (ellos saben muy bien cómo hacerlo) o volver tranquilamente a la orilla. NUNCA, NUNCA, NUNCA intentes luchar contra la corriente. La batalla la tendrás perdida. Y la vida es demasiado importante como para arriesgarla inútilmente.

Sobre

ROBOTCPA ~
¿Sabias que había una manera de acortar tu camino 'pesado y complicado' para VIVIR TOTALMENTE del Internet? Lo tenemos todo aca!

Post your comment


ocho − = 5

Atención! Estás probando subir un formato de imagen que no es permitido. Si esta guardado, no se aparece con su comentario.

7 comments

  1. Posted by Juan Edgardo, at Reply

    Gracias Eric por el consejo, si me llegó a suceder cuando era chico. Es bueno saberlo y correr la voz. Mínimo estas salvando una vida con este post.

  2. Posted by Vicky Palacio, at Reply

    Si uno supiera dónde se va a caer, pasa gateando.
    Pero con tu lección, definitivamente es ser cauteloso y observador, esto ya nos asegura una enorme probabilidad de no meternos en estos sitios de muerte.

    Gracias!!!!

  3. Posted by Rodolfo Ballester, at Reply

    Gracias Eric,interesantisimo e instructivo esto que nos has explicado acerca de las corrientes en las playas,esto es un extra de tu parte con tanto valor como lo que nos das oficialmente en tus cursos,y cargado con ese grandioso altruismo tuyo,gracias amigo.
    Yo Personalmente no tenia ni idea de como se podia escapar de estas corrientes.

    • Posted by Eric Collin, at Reply

      Yupiii, Salve una vida jejeje!

  4. Posted by Alejandro Garis, at Reply

    Hola Eric

    Que gran leccion, cuantas corrientes he estado tratando de cruzar hasta quedarme sin fuerzas. Y cambiar de lugar pensando que encontre una playa tranquila, però era de nuevo otra corriente.

    Ahora voy con los ojos bien grandes y tratando de ver donde estan esas corrientes para poder evitarlas.

    Gracias por esta leccion.

  5. Posted by Cesar, at Reply

    Gracias por la información me servirá si me encuentro en una situación parecida y a la vez para comunicarles a mis amigos cuando ingresen al mar, decirles si se encuentran en dicha situación.

  6. Posted by Marina, at Reply

    Gracias Eric. Personalmente le tengo pánico al mar, antes no lo podía ver ni en foto, porque sentía angustia. Es bueno saber y aprender de tus consejos